jueves, 30 de enero de 2014

J Gelman, JE Pacheco, in memorian

No debiera arrancarse a la gente de su tierra o país, no a la fuerza.

No debiera arrancarse a la gente de su tierra o país, no a la fuerza.
La gente queda dolorida, la tierra queda dolorida.
Nacemos y nos cortan el cordón umbilical. Nos destierran y
nadie nos corta la memoria, la lengua, las calores. Tenemos que
aprender a vivir como el clavel del aire, propiamente del aire.
Soy una planta monstruosa. Mis raíces están a miles de
kilómetros de mí y no nos ata un tallo, nos separan dos mares
y un océano. El sol me mira cuando ellas respiran en la noche,
duelen de noche bajo el sol.
Juan Gelman


Alta traición

No amo mi Patria. Su fulgor abstracto 
es inasible. 
Pero (aunque suene mal) daría la vida 
por diez lugares suyos, cierta gente, 
puertos, bosques de pinos, fortalezas, 
una ciudad deshecha, gris, monstruosa, 
varias figuras de su historia, 
montañas 
(y tres o cuatro ríos)
José Emilio Pacheco
Dos poetas muertos, que han reflexionado sobre el hombre, la verdad, el poder, la injusticia y la opresión del poder, desde una visión humanista, antipoética.
Dos poemas, aparentemente contradictorios, sobre la contradicción nación (o patria) y persona. Al final, la patria como el aire, la memoria, los lugares y las personas que te han formado. Lejos de las banderas y sus iras. Las personas y sus/nuestras raíces.



miércoles, 20 de noviembre de 2013

Toni Clos, "Adéu a la Xina i altres Cristos"

Toni Clos (2)
Toni Clos se despide del grupo XINA ART con una exposición "Adéu a la Xina i altres Cristos".
En la exposición podemos encontrar tres bloques temáticos diferenciados pero con una unidad temática evidente: la transgresión de la prohibición, la resistencia ante el poder y la opresión y la obsesión amorosa.

Toni Clos (3)
23 cristos de madera, hombres y mujeres, en tallas de madera, explícitos en su sexualidad muestran el amor y la muerte como un todo contradictorio y a la vez continuo. La producción pictórica de sus últimos años, sobre señales de tráfico, muestra la resistencia, mediante el amor, a la prohibición y a la negación.


Toni Clos (9)
Este mensaje se evidencia también en el tercer soporte, pinturas con influencia muralista y cartelista, con influencias surrealistas y de combate y con mensaje de exhortación directa al amor en un mundo de represión.
¿Su autorretrato pugilístico es la contradicción última con el amor o una declaración de principios ante el poder?

Toni Clos (5)
En la inauguración el grupo "NOSFREE" XeviGaTa (Voz y guitarra) i Miquel Angel Cordero (Contrabajo) y Xevi i Miquel nos mostraron su idea de “música concreta”, crear ambiente musical, experimental e improvisado, a partir de una imagen, en este caso, las de Toni Clos, al que pidieron, en mitad de su actuación, aclaración sobre su interpretación de los cristos. Toni explicó su teoría de los brazos extendidos en la cruz petición de abrazo y acogimiento amoroso, fraternal, espiritual y sexual.
http://xevigata.com/es/portfolio/nosfree/

La inauguración contó con la presencia de un público fuertemente pedagógico.
Toni, estamos de acuerdo: la mejor pedagogía es el amor.

Imágenes de la inauguración

miércoles, 6 de noviembre de 2013

Solidaridad con Valencia.


















A setecientos quilómetros de Valencia, en León, caminando hacia San Isidoro para contemplar una vez más “La Capilla Sixtina del Románico”, en las paredes del Instituto Padre Isla, me encuentro con esta petición.

De entrada, me indigno. Paco Camps no hace mucho que paseaba su sonrisa falsa por el circuito urbano de fórmula 1 (todos podemos ser Mónaco…) y su ordinaria alcaldesa lucía sus bolsos ordinarios, de Luis Vuitton naturalmente. Los “amigos” de estos personajes nos rebajan/recortan/congelan y ahora, aquí, en León, me piden solidaridad con Valencia...

Que solidarios, estos leoneses, mis paisanos...No tenemos nada más de que preocuparnos que de los pobres valencianos, que han tolerado/alentado/votado a esa panda. León, reino venido a apéndice de autonomía pobre, provincia de éxodo y diáspora, ahora se quiere hermanar con la opulencia y fastos, despilfarro y corrupción de estos personajes. Pues que se solidaricen ellos. Hago la foto y me voy.

Pero… también es posible que me estén pidiendo que me solidarice con los valencianos que no tuvieron nada que ver con todo esto, que han luchado por mantener la ciudad de Manuel Vicent lejos de las garras de las piquetas, bancos y cajas de ahorros…y que han sentido la rabia y la impotencia, y en algunas ocasiones hasta la vergüenza, de estas mayorías democráticas conseguidas con la mentira, la manipulación y la demagogia.
Me alejo más reconfortado. Por lo menos encuentro una duda.

A la vuelta de San Isidoro, vuelvo a ver la petición. No está firmada. Valencia es un apellido. ¿Podría estar pidiendo solidaridad con alguna persona del Instituto? No sé, un alumno injustamente suspendido, un profesor vilipendiado... Me mosquea que no ponga el supuesto segundo apellido…pero, claro, eso daría demasiadas pistas y podría ir en contra de la persona en cuestión…No lo veo claro. Me voy con la duda…

Llego a la plaza Santo Domingo, vuelvo la vista atrás. ¡Ya lo tengo! El surrealismo o la ironía triunfan y se extienden por León. Solidaridad con Valencia. ¡Anda ya!

Me adentro en el barrio húmedo. ¡Qué buen ambiente!¿Cómo no había caído antes? Ya lo tengo…¡Después de una ronda por el húmedo se puede pintar eso y lo que sea…!

jueves, 19 de septiembre de 2013

Donde fuiste feliz alguna vez...


 

Donde fuiste feliz alguna vez
no debieras volver jamás, el tiempo
habrá hecho sus destrozos, levantando
su muro fronterizo
contra el que la ilusión chocará estupefacta.


Félix Grande está en lo cierto....porque....


El tiempo habrá labrado,
paciente, tu fracaso
mientras faltabas, mientras ibas
ingenuamente por el mundo
conservando como recuerdo
lo que era destrucción subterránea, ruina.


Pero no se puede resolver esta contradicción....ni siquiera Félix Grande...



Mas sabes que la dicha es como un criminal
que seduce a su víctima
que la reclama con atroz dulzura
mientras esconde la mano homicida.
Sabes que volverás, que te hallas condenado
a regresar, humilde, donde fuiste feliz.

Sabes que volverás
porque la dicha consistió en marcarte
con la nostalgia, convertirte
la vida en cicatriz;
y si has de ser leal, girarás errabundo
alrededor del desastre entrañable
como girase un perro ante la tumba
de su dueño... su dueño... su dueño


No se puede girar siempre, errabundo...

jueves, 4 de abril de 2013

La Bonaigua 2008, con Ralf...

Esta es la crónica de la Bonaigua 2008, que publiqué en el blog de La Escola Pratenca de Ciclismo.

Hoy la recupero como homenaje a Ralf....
 
La Bonaigua supone uno de los retos de la temporada: marcha de empaque, 185 km y tres puertos serios...
Acudimos Joan Martí, con su socio de camping, Miquel, José Manuel, Ralf y yo. Nosotros tres en la autocaravana de Ralf.
Menos para mi, que es camino hacia la Kebranta, para los demás es culminación de temporada: Joan, con amplia experiencia de marchador...y Ralf que este año llega corto de preparación, pero fuerte...
Al llegar a la Pobla parece que hay nieve...no! Una granizada impresionante.
Nos vamos a cenar con Joan y unos amigos suyos a un restaurante a cinco km montaña arriba y Ralf nos lleva como si fuera Walter Rhorl...
Decidimos que si llueve no salimos....
A la mañana amanece fresco, pero bien...así que el estrés de la preparación y otros menesteres...llegamos a la línea de salida y nos encontramos con "los ratas" que iban con cara concentrada...
De salida, hacia adelante...pasando grupos...hasta que me encuentro a Joan y Miquel y me quedo con ellos más tranquilo...
Se pone a llover antes de Esterri...hay gente que se da la vuelta. En un estrechamiento se parte el grupo y Joan y Miquel se quedan atrás. Decido subir despacio para que me pillen...pero no acaban de llegar...y me encuentro con Ralf a media Bonaigua...lleva los gemelos mal...subimos tranquilos...y de repente pillamos a dos ratas a las que les afecta el agua!!! (vaya ratas de los güe...que les afecta el agua...después veremos en la Kebranta se verá que son ratas de sol...).
Los dos últimos km me voy porque el ritmo me está amoñardando...espero a Ralf tiempo y tiempo...no se donde se metió. A los veinte minutos me voy...bajo muy despacio porque me entran tiritonas del frío y la bici me baila....me pasa  “to dios.”
Subida al túnel...se me hace pesada y subo sin alegría en las piernas. Yo solo. Cagoenla!!!, que hago yo aquí...bajada del túnel...vuelvo a encontrarme con dos ratas...me pasa un grupito y me pongo a rueda...hasta el inicio de Perves...me paro a coger agua y otra vez solo...menos alegría en las piernas...pero me voy defendiendo.
Engancho un grupito de cuatro en la bajada y a toda leche hasta la meta.
Llego bien físicamente, (mi primer objetivo después de lo reventado que había llegado en la marcha del Riells...).
José Manuel está en la meta y me dice que he  hecho buen tiempo y que el llego a Perves en la reserva...llega las ratas perdidas...llega Joan, nadie ha visto a Ralf. Lo esperamos sentado en la acera, no tenemos las llaves de la caravana....una hora más tarde seguimos sentados..preguntamos a la organización, no hay incidentes...a las dos horas una triatleta nos dice que se quedó comiendo en un restaurante al lado de la carretera, en el Pont de Suert...y que vio que pedía una botella de líquido rojo...
Llega la ambulancia, coche escoba...nadie sabe nada. Han pasado dos horas y media!!!
Me entra una sospecha aterradora. Voy a la autocaravana, que estaba antes de la meta....
Para que quería llegar a la meta? Si además se había bebido dos cervezas en Perves, dónde estaban los diablos...
Nos enfadamos? José Manuel lo intenta, pero con Ralf no se puede....
Cargamos las cosas y venimos conduciendo la autocaravana JM y yo...y Ralf como un bendito.


Ya en el Prat nos explicó que un buen alemán no puede pasar de largo si alguien le ofrece una buena cerrrvesssa...y que si el tiene dos piernas, dos manos...no puede beber sólo una...Buena teoría!!!
Después de la preocupación inicial...JM y yo nos reímos pocas veces en al vida como en el viaje...
Promete ser el tema de cachondeo en los almuerzos del invierno...

martes, 2 de abril de 2013

Ralf, in memorian

Ralf Conzelman nos ha dejado.


Era un alemán sonriente, trotamundos, alegre, contagioso, de los que te hace sentirte bien en la vida.
Tenía un concepto de la vida poco tradicional....no compartía convencionalismos y le gustaba la vida libre y no tanto las obligaciones pesadas de cada día...Pero, desde que lo conocí, hace seis años, las salidas en bici eran a más agradables...compartimos jornadas de bici en grupo y solos, y nuestras aventuras con su auto caravana en la marcha de la Bonaigua...
Había esponsorizado nuestro club, la Escola Pratenca.

Luego, las cosas en el gimnasio no le fueron tan bien. A finales del año pasado decidió mudarse a un  local más pequeño. Quedamos en hacer una sesión de fotos para su nueva web, pero no le acababan de llegar unos pósters y desde hace dos meses ya no sabía nada de él. Me rebotaban sus emails y llamadas....
Se fue a Alemania para tratarse, pero no soportó la situación...
Siempre nos quedará la Boanaigua...un alemán tiene dos piernas, no puede beber sólo una cerveza....





miércoles, 19 de diciembre de 2012

Homenaje a Caballero Bonald

From Lugares Comunes

Mientras junto mis años con el tiempo
 

Cuantas veces, al acabar el día,
Perdiendo pie en las aguas agolpadas
De mis años, he visto arder, gemir
El cargamento de mi vida, solo
Pendiente del precario hilo trémulo
De algo que aun mantiene su bautismo
Sobre mi corazón, nombre arrancado
A golpes de memoria, para que
Nunca pueda decir que no es verdad
Que espero todavía, que consisto
En seguir esperando todavía,
Mientras junto mis años con el tiempo
Y así me recupero de la vida
Que voy destituyendo diariamente.
.


Homenaje personal a Caballero Bonald, reciente premio Cervantes de Literatura, que en tantas noches me ha acompañado...

viernes, 12 de octubre de 2012

Fin de viaje


fin de viaje


Aquí están, en la última roca, agreste, de Europa, que se adentra en al mar densamente azul.
Los romanos y los pueblos que habitaban estos lugares antes de su llegada veían en su horizonte, al atardecer, el abismo.
Un hombre los dejó cuidadosamente colocados sobre su camisa, mirando al mar, en  el fin de la tierra. Al final del día contemplaran como el Sol se esconde en el océano y tiñe las aguas de rojo.
Los verdes y lluviosos valles navarros, de suaves colinas; la rojiza llanura riojana, salpica de oteros y viñas; la inmensidad  castellana, dorada y solitaria; la altiva entrada a la verde olla del Bierzo y la dura salida hacia las tierras gallegas, plenas de constantes y verdes valles no acabaron  con su determinación: llegar hasta el final.
Tampoco lo rindieron el cierzo persistente de los primeros días, ni los aguaceros duros y fríos de finales de primavera, ni el sol abrasador de los trigales castellanos, ni los agotadores valles galaicos.
Ha llegado al final de su viaje. Quizás era el largo viaje, el tiempo que debía emplear y encontrar el sentido, perdido de su vida, el objetivo.
No está cansado después de estos dos agotadores meses, de extenuantes caminatas diarias, con el viento, la lluvia y el calor como compañeros inseparables.
No ha llegado harto al final, ni ha sentido liberación después concluir un camino que empezó sin valorar las dificultades que debía de superar. No ha arrojado de forma descuidada la camisa y los playeros. Ni de manera violenta. Ha dejado la camisa caer sobre la roca y ha colocado los playeros ordenadamente sobre ella, para que el viento no se la lleve antes del atardecer y la Luna recoja su sufrimiento y sus sueños.
Posiblemente se quedó un largo rato, absorto, contemplando el mar y repasando estos dos últimos meses, sin decidirse a dar media vuelta para reanudar su quehacer cotidiano…
¿Habrá resuelto sus dudas? ¿Acaso estos dos meses no han sido más que un paréntesis y deba de afrontar la verdad mientras vuelve a su casa?¿La verdad será la misma a la vuelta?
Es mediodía. Hay una luz muy dura y demasiada gente intentando llevarse un recuerdo efímero del fin de la tierra… La foto me saldrá mal…Pero algo me empuja a encuadrar y disparar; posiblemente sus pensamientos que se han quedado aquí, en el viento.
Me alejo lentamente, subo al coche y bajo despacio al pueblo. Pido un ribeiro para comer, lleno la copa y la levanto, por ti, hombre desconocido, pero que ya quedarás para siempre en mi memoria geográfica.


 

viernes, 7 de septiembre de 2012

Se van las cigüeñas con el verano....

From Lugares Comunes



Antes del final del invierno, por San Blas, las cigüeñas ocupan los campanarios de las iglesias y catedrales, las copas de los árboles altos y, de manera espectacular e invasiva, las torres de alta tensión, en los valles.
Reacondicionan sus nidos, con nuevos aportes de ramas, hasta dejarlos consistentes y protectores y comienzan el apareamiento y la cría.
El crotoreo resuena constante y rompe en el silencio de los pueblos, en las mañanas frescas y en los atardeceres rojizos.
Cuando los labradores abren con su arado el campo en primavera, acuden en busca de comida, acompañándolos en su tarea. No recelan de la compañía humana de los labradores…
En las zonas húmedas, de pastizales o humedales, o en las aguas remansadas de los ríos, picotean sin descanso en busca de insectos, peces o pequeños reptiles, caminando con la lánguida elegancia de dama decadente.
Componen una de las más bellas estampas de la primavera.

A medida que avanza el verano, cumplido ya el deber reproductor, comienzan a verse los nidos silenciosos y vacíos. Algunas se resisten a abandonarnos e incluso picotean en los campos amarillentos de rastrojo. Pero, inexorablemente, en Agosto, los campanarios se despueblan….
Del mismo modo que no todos los humanos no se resignan a los dictados del destino, en este verano, esta pareja se negaba a abandonarnos y las puede admirar todos los días en un prado en Villadepalos, entre los inclementes rayos del sol y  la sombra de los chopos….Pensaba “nos negamos a que acabe el verano y nos resistimos a la ya próxima rutina, de la ciudad yo, y de las tierras más áridas ellas…”

From Lugares Comunes
En los últimos días de agosto, de visita a Zamora, contemplaba el estallido rojo en las delgadas y negras nubes de un hermoso atardecer, desde el Castillo, mientras veía como  el Cid perseguía con rabia y dolor a los que habían dado muerte a su amigo del alma y rey, una bandada enorme de cigüeñas, con majestuoso vuelo, regresaban del Duero a la ciudad y se aposentaron en sus nidos, ocupando totalmente las torres de las iglesias de la vieja ciudad y su hermosísima catedral.
La imagen me pareció de una serena belleza que ya no podía esperar como regalo de un atardecer de finales del verano.
No eran dos las que no se resignaban a su destino. Eran una colonia entera.
¿Resistirán todas el crudo invierno de las tierras llanuras zamoranas?¿Las cigüeñas zamoranas han bebido del espíritu austero y resistente ante la adversidad de la gente de la planicie central española? ¿Los pobladores de la dura estepa resistirán más que los del fértil valle del Bierzo?


sábado, 25 de agosto de 2012

¡Viva México, cabrones!

From Lugares Comunes
En la época gloriosa de la Revolución Mejicana este grito, nacido de lo más profundo del pueblo, significaba la afirmación de la dignidad de un pueblo, el mejicano, y una clase social, los sin tierra, expresado en condiciones dramáticas.

A los españoles también nos alumbró un rayo de ilusión poco después, aunque la esperanza que significó la república se truncara de manera tan violenta y desgarradora que no nos dejó ni siquiera un grito…porque “Tierra y Libertad” no logró la universalización entre nosotros…

Un siglo más tarde los logros de aquella revolución mexicana se han esfumado. Los revolucionarios se institucionalizaron y ahora los campesinos son carne de cañón para la Migra o los narcos…pero aun hoy es un grito que une frente a la opresión.

Hace varios años, en uno de los recorridos básicos de entrenamiento en bici, en el Delta del Llobregat, apareció un día esta pintada. Cada vez que la veía, pensaba en quién podría haber sido el autor y sobre todo, el motivo…. No acertaba a encontrar el nexo entre la España urbana de finales del XX y el México agrícola de hace cien años. Sería algún mexicano morriñoso, o un temporero árabe, o un “antisistema”…

¡Viva México, cabrones! ¡Qué hermoso suena! Una lástima que los españoles no tengamos un signo, ni siquiera un grito que nos una y nos sirva de bandera ante la indignidad.

¡Viva México, cabrones! Este año recobra su significado profundo y visceral. Frente a los del FMI, los bancos, la bolsa, los ideólogos de la escuela de Chicago, los lacayos de los partidos y los que nos gobiernan, cuando paso por la carretera agrícola de Sant Boi, no puedo dejar de gritar…. ¡Viva México, cabrones!